Paul McCartney afirmó que los Beatles fueron mejores que los Rolling Stones

¿Beatles o Rolling Stones? Una pregunta que se suele hacer desde hace más de 50 años. Dos bandas que marcaron a la historia del rock y que influenciaron al mundo de la música con sus propuestas. Mucho se opinó y se dijo sobre el tema. Hasta se escribieron libros analizando cuál de estas dos bandas británicas fue la mejor.

Paul McCartney, 77 años, participó del programa de del famoso conductor radial Howard Stern quien le sugirió que él prefería a los Beatles. Una forma de prepararle el terreno al artista para dar su opinión. Y no tardó en llegar.

"Los Beatles fueron mejores", fue la respuesta tajante de Paul McCartney. "Los Stones son un grupo fantástico. Voy a verlos siempre que salen de gira porque son una banda genial", agregó el músico.

Paul aseguró que los Stones tienen sus raíces en el blues y que todo lo que hacen se basa en eso, mientras que los Beatles tenían más influencias. "Keith Richards me lo dijo una vez. 'Sos un hombre afortunado, tenés cuatro cantantes en tu banda. Nosotros tenemos uno'", recordó en la entrevista.

"Empezamos a darnos cuenta de esto. Cualquier cosa que hiciéramos, ellos la hacían poco después. Fuimos a América con gran éxito y, bueno, entonces los Rolling Stones fueron a América. Hicimos 'Sgt Pepper' y ellos hicieron una especie de disco psicodélico. Pero éramos grandes amigos, aún lo somos. Pero los Beatles fueron mejores", concluyó Paul.

En enero, Bill Wyman, icónico bajista de los Rolling Stones, contó cómo se conocieron ambas bandas. El acercamiento tuvo lugar en el Crawdaddy Club, en Londres, en un recital de Mick Jagger y compañía. Los Stones tenían menos de un año de vida y Los Beatles ya eran figuras de la música inglesa, con "Please Please Me" y "From Me To You" copando el número 1 de los charts.

"A mitad del show, levantamos la vista y había cuatro siluetas vestidas de cuero entre todos estos pibes que bailaban", dijo Wyman y aclaró que John Lennon, Paul McCartney, George Harrison y Ringo Starr estaban "siendo totalmente ignorados por el público". En ese momento, el bajista se dio vuelta y le gritó a Charlie Watts "¡Son los Beatles!

El repertorio Stone se componía de covers bluseros de Bo Diddley, Jimmy Reed y Chuck Berry, entre otros ídolos. En el intervalo, se pusieron a charlar y a tomar unas cervezas. "Luego todos volvimos al departamento en Chelsea, donde vivían Mick Jagger, Keith Richards, y Brian Jones y pasamos toda la noche tocando blues, hablando de música", recordó Wyman.

Titicupón