Ellen DeGeneres reveló uno de los episodios más duros de su vida y que ocultó por más de 40 años

La conductora de televisión dijo que su padrastro abusó sexualmente de ella cuando tenía 15 años.

La conductora de televisión dijo que su padrastro abusó sexualmente de ella cuando tenía 15 años.

La reconocida conductora de televisión, Ellen DeGeneres, reveló en una reciente entrevista que fue abusada sexualmente por su padrastro cuando era una adolescente.

En conversación con David Letterman, para su serie “No necesitan presentación” de Netflix, DeGeneres dijo que a su madre le habían practicado una mastectomía tras un cáncer de mama. Esto fue aprovechado por su padrastro para abusar de ella cuando tenía 15 años.

“Cuando ella estaba fuera, él me dijo que había notado un bulto en el pecho de mi madre y que necesitaba tocarme el pecho porque no quería preocuparla, pero necesitaba sentir los míos”, reveló la actriz y comediante, quien se refirió a su padrastro como un “muy mal hombre”.

DeGeneres reconoce que a esa edad no sabía nada de los cuerpos y que todos los pechos eran diferentes. “Me convenció de que tenía que palparme el pecho y entonces intentó hacerlo, y luego una y otra vez”, dijo según recoge Huffington Post.

La conductora dijo que sintió la necesidad de sacar a la luz este episodio para ayudar a otras mujeres que están o han pasado por lo mismo.

“Es una historia terrible, terrible, y el único motivo por el que voy a contarla en detalle es porque no quiero que ninguna otra chica permita que alguien le haga eso”, señaló.

Pero la situación fue empeorando con el paso del tiempo, al punto que en una oportunidad su padrastro intentó tirar abajo la puerta de su dormitorio.

“El trató de echar la puerta abajo, y yo le di una patada a la ventana y salí corriendo porque sabía que eso iba a ir a más. Y no se lo quería contar a mi madre, quería protegerla. Sabía que eso iba a arruinar su felicidad”, dijo DeGeneres.

La conductora señala que cuando le contó a su madre lo que estaba ocurriendo, ella no le creyó y estuvo junto a su esposo por 18 años.

“Estoy enfadada conmigo misma porque, ya sabes, yo no… Yo era demasiado débil para afrontarlo. Tenía 15 o 16. Nunca debí haberla protegido. Debía haberme protegido a mí mismo y no esconder a mi madre lo que había pasado durante varios años y después decírselo”, señaló.

Con los años, su madre finalmente le creyó y hoy se siente arrepentida por no haber apoyado a su hija.

Fotos: Shutterstock

pixel

Titicupón